Eneagrama del Covid 19

Todo fenómeno que tiene lugar en el marco del Megalocosmos se basa en el principio Trogoautoegocrático, que dice lo siguiente: “todo come a todo”. Y nuestro nivel evolutivo depende de lo que comemos y de quién nos come a nosotros. Todo es cuestión de hidrógenos de diferentes calidades.

Este bendito virus tiene una misión evangelizadora sobre la Humanidad. Aunque no nos demos cuenta, su aparición viene a poner algo de orden y armonía en un mundo que inexorablemente se dirigía hacia una catástrofe ecológica-ambiental. ¿Por qué decimos esto?

Porque si analizamos ciertos hechos acaecidos en los últimos 18 meses podremos observar su conexidad y entender a este desenlace viral desde una perspectiva trogoautoegocrática  más enriquecedora para nuestra comprensión.

a) Agosto 2018 a Agosto 2019: comenzando en China y luego expandiéndose a otros siete países del sudeste asiático se difundió el virus de la Peste Porcina Africana, diezmando a por lo menos el 50% del rodeo porcino asiático que equivale al 20% de los cerdos de todo el mundo. Hablamos de unos 220 millones de cerdos que murieron infectados o que fueron sacrificados.

b) Agosto de 2019: megaincendio en el Amazonas que afectó a Brasil, Bolivia y Perú. Se quemaron casi un millón de hectáreas provocándose una pérdida irreparable del ecosistema y de la biodiversidad.

c) Enero de 2020: otro megaincendio, esta vez en Australia con consecuencias similarmente nefastas a las acontecidas en el Amazonas.

d) Diciembre 2019 / Enero 2020: se produjo una transmisión viral de los murciélagos a los pangolines. Los murciélagos orinan de noche  sobre los propios árboles donde pernoctan, el orín contaminado impregna a las hormigas que luego son comidas por los pangolines.

e) El consumo de la carne del pangolín como plato exótico, fue el vector de transmisión viral hacia el ser humano en Wuhan.

f) Se produjo la dispersión global de la pandemia gracias al tráfico aéreo de pasajeros chinos hacia Europa y el resto del mundo.

g)    Mortandad masiva en diversos países = Pago por la existencia

 

h)    Nuevo equilibrio = Cuenta saldada.

El planeta Tierra es un ser vivo, con su propio centro motriz, emocional e intelectual. Y es evidente que la Naturaleza una vez agredida, contraataca. Y en su intento de defenderse del ser humano que es la especie más destructiva sobre su faz, fabrica una herramienta para ponernos en nuestro lugar y que reconozcamos el daño producido. 

Al “proceso de destrucción recíproca” realizado por el hombre, se le impuso un límite que hoy se denomina Covid-19. Curiosamente, como resultado del confinamiento global que afecta a dos tercios de la humanidad, se está produciendo una bienvenida restauración de la Naturaleza, la cual se está evidenciando en múltiples aspectos:

-En los canales de Venecia el agua se hizo cristalina y se pobló de cisnes y patos. https://www.lanacion.com.ar/sociedad/la-otra-cara-del-coronavirus-canales-venecia-nid2344784

-Bajó la contaminación de aire en la India y en sus costas comenzaron a anidar sin interferencia humana una especie de tortugas en riesgo de extinción. https://www.lanacion.com.ar/el-mundo/coronavirus-india-bajo-contaminacion-reaparecio-himalaya-horizonte-nid2352270

https://www.lanacion.com.ar/sociedad/coronavirus-india-miles-tortugas-marinas-pueden-anidar-nid2347682

-En Nara (Japón) los ciervos han invadido la ciudad. https://www.lanacion.com.ar/el-mundo/coronavirus-mas-1000-ciervos-invaden-calles-nara-nid2347116

-En Tailandia los monos se han acercado a entornos urbanos. https://www.infobae.com/america/mundo/2020/03/15/la-falta-de-comida-por-el-coronavirus-desata-un-desesperada-pelea-entre-cientos-de-monos-en-tailandia/

-En Santiago de Chile se han avistado pumas en plenas ciudad. https://www.nzherald.co.nz/travel/news/article.cfm?c_id=7&objectid=12323438

-En el contaminado Riachuelo de Buenos Aires han aparecido por primeva vez en décadas cardúmenes de peces. https://www.eldia.com/nota/2020-4-7-16-57-0-video---milagro-de-cuarentena-miles-de-peces-vivos-en-las-aguas-del-riachuelo-informacion-general

-Los niveles de contaminación del aire han descendido notablemente a nivel global. https://www.theguardian.com/environment/2020/mar/23/coronavirus-pandemic-leading-to-huge-drop-in-air-pollution

Es evidente que el Planeta Tierra está atravesando un intervalo dentro de su octava evolutiva, y que además los habitantes de la Tierra deben “pagar por su existencia” una cuenta acumulada concerniente a todos los atropellos cometidos durante varios años. Todo suena injusto según los cánones mediáticos. Pero ya sabemos que la Naturaleza no es la Pachamama acogedora, sino que por el contrario la Naturaleza es implacable y cruel.

 

Todo come a todo.

 

Además, es muy penoso observar el impacto del Covid-19 en ciertos grupos étnicos.  Ver el siguiente enlace https://www.cnn.com/2020/04/06/health/us-coronavirus-updates-monday/index.html

Por caso, en EE.UU. en el estado de Louisiana (golfo de México) donde el 30% de la población es Afro-Americana (Negros), esta minoría representa el 70% de los infectados. El mismo patrón se repite en los estados de Illinois y Michigan. En el caso específico de New York, no sólo los negros son los más afectados sino también los latinos. ¿Cuál es la causa? No es que estas minorías sean más obesas, tengan hipertensión o diabetes.

La causa es que por la pigmentación oscura de su piel, tienen un bloqueo natural que los limita para absorber la radiación solar ultravioleta B y  por ende estos grupos étnicos tienen niveles altamente deficitarios de la hormona (mal denominada) Vitamina D que regula el sistema inmunológico.  

La población blanca de EE.UU. absorbe mejor la escasa radiación UVB y en consecuencia obtiene niveles más elevados de Vitamina D. Podrán ver algo a nivel periodístico en https://www.infobae.com/america/tendencias-america/2020/03/27/un-estudio-cientifico-asegura-que-tomar-mas-vitamina-d-reduce-el-riesgo-de-infeccion-por-coronavirus/  y en https://www.infobae.com/america/tendencias-america/2020/05/01/un-estudio-preliminar-asocia-las-muertes-por-covid-19-con-deficiencia-de-vitamina-d/

Asimismo, incluímos un paper científico que avala lo aseverado precedentemente, el cual puede descargarse como archivo en formato PDF  aquí